30 de noviembre de 2010

La pinta del bacán de Caribanía. La Bacanería Planetaria y la vestimenta festiva en el Gran Caribe.

Caribanía es el territorio espiritual que está más allá del territorio geográfico del Gran Caribe. La bacanería planetaria se expresa en Caribanía con los rasgos esenciales de su patrimonio cultural: una alta valoración del sentido estético de la vida, un gusto innato por la música y el baile y un gusto enorme por vestirse con los colores de sus paisajes. El cuadro es un ejemplo de las múltiples pintas bacanas que usan los bacanes en Caribanía.
Todo empieza por los zapatos, pisos o patozas, de dos tonos para darle color al baile cuando se deslizan en el escenario persiguiendo las notas musicales. El leopanta es la transición en la pinta, debe ser enlace entre los patozas y la misaca. Debe contrastar con esta. Oscuro para equilibrar el brillo de los colores cálidos; o claro para darle velocidad a los colores fríos. La misaca es el estandarte, está en juego toda la creatividad para llamar la atención y tirar un mensaje. La misaca lo dice todo. Cuando tienes todo esto, estás hecho, ya tienes la hebra completa. Estás listo para el bacaneo, el lenguajeo, el bembeteo que enriquecen el espíritu. La esquina te espera, el barrio está atento, el mar está en la orilla, el planeta te está llamando. Oye los tambores, el bembé está empezando. Solo falta que el son, el bolero y la salsa te embriaguen. El mapa de la camisa te muestra los escenarios, con esa pinta te ves bien en todos.
Esta es la pinta de un bacán veterano del Gran Caribe que sigue la tendencia de su propia estética. Hoy, las pintas de los jóvenes bacanes y bacanas del Caribe rompen con el estereotipo y se visten de mil maneras. La bacanería hoy es planetaria, multiversal.
Las bacanas y los bacanes distinguen entre bacanear y tolerar. En la tolerancia estética hay un velado aplazamiento de la negación de la pinta del otro. En cambio en un ambiente con bacanería, al otro, de inmediato, se le reconoce en su condición y se le festeja su pinta. Así como todos no podríamos estar de acuerdo con una única pinta de la bacanería tampoco podríamos pasar al otro extremo: descalificar la pinta del tradicional bacán salsero. El bacán veterano se seguirá gozando su pinta y los otros bacanes y bacanas también lo harán con las suyas. La bacanería la concebimos como una emoción biológica que nos une como especie, vestida con el lenguaje libertario de las artes, con el ropaje variopinto del pluriverso estético de la gran diversidad cultural contemporánea.
El cuadro es solamente un ejemplo de "una posible pinta que pudiera ponerse un bacán en Caribanía", por ejemplo, yo y muchos de mis bróderes que seguimos usándolas. Mis pisos, mis corte águila, son negros con blanco y me los pongo para las ceremonias más importantes de mi vida, como para hacer una ponencia en un congreso de psiquiatría. A nadie se le impone que se ponga esa pinta para ser bacán, lo importante es el vacile firme.
La bacanería contemporánea es una mezcla compleja de todas las diversas manifestaciones culturales. En todas ellas: metaleros, rockeros, emos, punketos, champetos, reggaetos, hay una gran cantidad de bacanes y bacanas buscando una carreta para desarrollar su vida. Ellos saben, en últimas que, lo que los mantiene en este planeta es su propia bacanería. Por eso entre todos la estamos afinando.
Un saludo afectuoso a los Bacanes y Bacanas de la Caribanía. Especialmente de los amigos y amigas que se han reportado desde Barranquilla, Cartagena, Santa Marta, Ciudad de Panamá, La Habana, Santiago de Cuba, San Juan de Puerto Rico, Maracaibo, Caracas, Santo Domingo, Puerto Príncipe, Salvador de Bahía. En todas estas ciudades del Caribe la bacanería se palpa en sus esquinas, sus plazas, en las reuniones familiares, en los bailes. Igualmente un abrazo bacano planetario para los bacanes y bacanas caribanos que emigraron y ahora viven en comunidades o barrios de origen caribeño de ciudades como Miami, New York, New Jersey, Los Ángeles, Toronto, París, Ámsterdam, Londres, Madrid, Barcelona, Roma, Milán, Berlín.

¡Mucha bacanería a todos y todas!
Haroldo Martínez Pedraza
Fundación Bacanería Planetaria
3003834063 y 3 60 15 01.
Barranquilla, Colombia.




La Bacanería cultural del Gran Caribe. Hoy dispersa por el Planeta, riqueza de Caribanía.

Los nostálgicos bacanes y bacanas de la diáspora, caribanos dispersos por el mundo,  cuando se reúnen reviven los rasgos esenciales de su patrimonio cultural: bacanería,  valores,  estética, espiritualidad, emociones, sentido de apreciación de la naturaleza,  convivencia festiva, música. Bailan salsa, juegan dominó, conversan sobre béisbol o evocan las plácidas siestas del mediodía en la lejana playa tropical; recuerdan cuando en la hamaca escuchaban encantados a Bob Marley o a Hector La Voe. Viven, reviviendo la Paz de la Bacanería.
Caribanía, y su herencia de la bacanería, se encuentra viva, actuante, donde quiera que se halle un individuo o una comunidad autoconstruyéndose en el espíritu extrovertido y expansivo de la cultura del Caribe. Los caribanos y caribanas se declararán planetarios en la medida en que reconozcan que su destino está ligado al de la humanidad entera. Hacemos parte de la multitud planetaria multicultural que lucha por contrarrestar la destrucción de nuestro hábitat natural. La gente bacana de Caribanía con mentalidad planetaria busca integrarse, sin desaparecer, en la diversidad cultural contemporánea.
La bacanería en Caribanía aparece como el espíritu alegre y creativo, que hermanando a los caribanos, despierta simpatía a su alrededor. La bacanería de Caribanía se expresa masivamente y con éxito en la industria del disco, del video, del cine, en el arte y la literatura. La cultura bacana de caribanía es la sal y la pimienta que entusiasma los espíritus de todos que entran en contacto con ella.
Por Hugo González Montalvo
Publicado en el diario EL HERALDO de Barranquilla, Colombia.
Columna de opinión. Página editorial
Martes, 20 de noviembre de 2007.

La Bacanería en el Gran Caribe. Caribanía, una comunidad que se identifica con la cultura bacana.

A la gente del Gran Caribe, que vive en ciudades como Barranquilla, Cartagena, Santa Marta, Ciudad de Panamá, La Habana, Santiago de Cuba, San Juan de Puerto Rico, Maracaibo, Caracas, Santo Domingo, Puerto Príncipe, Salvador de Bahía. le es familiar la bacanería. Se palpa en sus esquinas, sus plazas, en las reuniones familiares, en su música, en los bailes.
Cartagena de Indias, Colombia.
Todas estas ciudades del Caribe, poseen un existencial horizonte de expectativas muy similar, lo que nos hace recordar la vigencia de su parentesco cultural caribano.
Festival de Notting Hill, convocado por los bacanes y bacanas,
 caribanos y caribanas de Londres.
Los que emigraron, las comunidades de ascendencia caribeña que habitan en ciudades como Miami, New York, New Jersey, Los Ángeles, Toronto, París, Ámsterdam, Londres. conservan, aunque transformadas, partes de sus costumbres; entre ellas, la bacanería de sus ancestros.


Fotos del Encuentro Festivo y Conversatorio de Bacanes y Bacanas de Sincelejo, Sucre, Colombia. Presentación del Septeto Caribana.

Encuentro y Conversatorio
de Bacanes y Bacanas
de Sincelejo, Sucre, Colombia.
Presentación del septeto Caribana,conformado por miembros del grupo BBM de Sincelejo.
Viernes 27 de febrero de 2009.
Lugar: Patio de eventos del Fondo Mixto Departamental de Cultura.

Fue una animada velada donde se conversó sobre la cultura de paz de la bacanería, se bailó y gozó con el ritmo del Son Cubano.
 
 
 
  
 
 
 Para promover eventos similares llamar a
Fundación Bacanería Planetaria  tel. 3 60 15 01,
Barranquilla, Colombia.

29 de noviembre de 2010

Video ¿Qué es la Bacanería? Participan Hugo González y Alex Salebe, Coordinadores BBM.


Se exponen de manera sencilla los fundamentos y diversos aspectos de la Bacanería como fenómeno biológico cultural: la ética, el control mental, la alegría de vivir, el pacifismo y el amor a la Madre Tierra.
Se entrevista a Hugo González, director del documental La Bacanería, un estilo de vida, presidente de la Fundación Bacanería Planetaria y Alex Salebe, productor del documental de la Bacanería y socio de la Fundación Bacanería Planetaria. Ambos son miembros del grupo BBM, Bacanes y Bacanas del Mundo.

Bacanería en Italia, Sofía Loren canta y baila Mambo Bacan. Edición BBM, Bacanes y Bacanas. del Mundo.

Sofía Loren canta Mambo Bacan. Escena del film: La donna del fiume (1955). Montaje del audio y video, un aporte de BBM, Bacanes y Bacanas del Mundo.
La palabra bacán se origina en el antiguo vocablo baccan, del latín local de Génova, Italia. Significaba: patrón, capitán de barco, pater familia (padre).
Baccanería, con el significado de alegría, aparece en el Vocabolario Milanese-Italiano. Compilado por Francesco Cherubini en 1839.
La bacanería, como fenómeno biológico, síquico y cultural, acontece en todas las poblaciones humanas del planeta. En los diferentes pueblos del mundo, la bacanería, aunque se la percibe y reconoce de manera similar, se nombra con vocablos diversos.
Invitamos todos los bacanes y bacanas a integrase en el grupo BBM.
Encuéntrenos en Facebook.
http://www.facebook.com/group.php?gid=8343510955

Vergüenza y Orgullo Primate. Columna de opinión en el diario EL HERALDO, a propósito de la celebración del Día del Orgullo Primate.

Por Hugo Gonzalez Montalvo
En Barranquilla el pasado 24 de noviembre en acto público de celebración, pleno de alegría, sencillo pero de gran trascendencia, un grupo de personas firmamos la Declaración de los Bacanes y Bacanas del Mundo con motivo del Día del Orgullo Primate, que por primera vez se establece en el mundo. Como partícipe de ese hecho creativo colectivo comparto algunas ideas del documento.
Podemos sintetizar su sentido en una frase: la declaratoria del Día Orgullo Primate fue un acto de amor. Admitimos estar emparentados, humilde y amorosamente, con los primates, superando la tradicional vergüenza al respecto. Reconocimos nuestra hermandad biológica de seres humanos, como pertenecientes todos al Orden de los primates. Nos regocijamos por nuestro origen común, aceptamos ser descendientes de la Madre Tierra.

Pensamos con optimismo, y respondiendo a una necesidad biológica, que los seres humanos al reconocernos como primates estaríamos propiciando que consideremos convivir como una Fraternidad Planetaria, venciendo a todas las ideas que artificialmente nos dividen.
Igualmente entendemos a la bacanería como un modelo de buena vida que jamás está del todo “aquí”, siempre hay un “más acá” biológico que nos origina y un “más allá” humano, incierto y misterioso que nos espera.

Grabado Flammarion, xilografía anónima medieval. Versión coloreada.
 Estamos frente a un inmenso reto: detener a la actual tendencia cultural autodestructiva y propiciar una rehumanización de la especie.

Pensamos que como parte del continuo proceso evolutivo, como una necesaria readaptación de la especie, debería surgir un homo renovado. Un homo que haya internalizado un profundo sentimiento de amistad y fraternidad, que se asuma como un fenómeno biológico, síquico y social producto de la evolución. Una combinación de genes e historia, de biología y cultura. Un homo que reconozca en su propia condición biológica el vínculo solidario que le desencadena el sentimiento de pertenencia a la especie. Un homo, que de manera espontánea ―natural-cultural― sea un ecoambientalista planetario. Este homo tendría necesariamente que ser pacifista. Entendida la paz como una interacción justa y racional con los demás seres humanos y con toda la naturaleza. Paz firme, no en vilo. Un homo innovado en vías de aparición: el sapiens sapiens bacanisimus.
Es indispensable que nos autotransformemos, modificando las conductas que atentan contra la dignidad humana y el ecosistema. Que, en medio de la compleja diversidad cultural globalizada, intentemos crear colectivamente un acuerdo ético mínimo basado en nuestra naturaleza biológica-cultural. Que interactuemos con un hábito operativo ético en cada una de nuestras acciones. Tenemos muchos recursos en la cultura, como los llamados memes; "genes culturales", ideas o conceptos que se replican de una mente a otra. Tendríamos que fomentar la creación de memes bacanos que impulsen una actitud ética y respetuosa con la naturaleza. La idea del Día del Orgullo Primate es un nuevo meme bacano.
Se hace necesario una Ecopolítica Planetaria para intentar que estas ideas pasen de ser realizables a realizadas. Sería una respuesta positiva como parte de la búsqueda del bienestar de la especie, anhelado desde cuando salimos de África hace milenios.
Ver texto completo de la declaración en este mismo blog:

La Fania All Stars, Bacanes famosos. Video: “Quítate tú”.

Los bacanes y bacanas de Caribanía (el Caribe planetario) conservan el recuerdo de la música de esta gran orquesta que ayudo a difundir la salsa y los ritmos caribeños en todo el mundo. Fueron unos bacanes y bacanas que supieron con su talento hacer gozar a plenitud a varias generaciones de salseros y salseras amantes devotos de la su música.
La Fania vive. Su son montuno, sus boleros y salsa siguen vivos en los picós (pick up) de las esquinas de Caribanía. 
¿Usted qué opina?

28 de noviembre de 2010

Para Bacanes y Bacanas salseros, vean multimedia: Evolución de la Salsa, desde 1600 en África.

Bacanes y Bacanas que les gusta la música salsa, éste es un multimedia que les va encantar, disfrútenlo. Asegúrense de ir avanzando en los clips, los videos y los textos que van apareciendo a través de la presentación. Haga clic arriba, sobre la imagen Bacanízate.
Un abrazo.
 

27 de noviembre de 2010

Banana para un primate. A propósito de la celebración del Día del Orgullo Primate en Barranquilla, Colombia.

Por Haroldo Martínez
Sólo nos hizo falta una banana para celebrar de la manera más simiesca posible el gozo biológico que representó el encuentro de primates que tuvimos en el Planetario de Barranquilla el 24 de noviembre con motivo del lanzamiento por primera vez en la historia y a nivel internacional, del Día del Orgullo Primate. Para nosotros representó el lanzamiento del Homo Sapiens Sapiens Bacanisimus. ¡Estamos en la historia de la evolución!
Debo admitir que fui el primer sorprendido al arribar al escenario. Llegar tarde tiene sus paradojas. El Planetario estaba lleno, había gente de pie, muchos se devolvieron. Debo admitir que nunca pensé que hubiera tanto primate en Barranquilla. Vale decir, “homos” y “homas” de diferentes actividades, profesiones, ocupaciones, que comparten la emoción de preguntarse quiénes son, de dónde vienen y para dónde van dentro del macroproceso evolutivo.
Aquello fue el propio vacile firme. Nos bañamos en ríos de filosofía, historia, informática, biología, genética, psicología, psiquiatría, artes, neurociencias, memes. El paisaje eran diapositivas del cerebro, de los mecanismos de comunicación, astronautas flotando en el espacio, las galaxias al alcance de la mano. El fantasma de Charles Darwin nos acompañó durante toda la ceremonia. Y, por encima de todo, esa emoción de compartir la familiaridad de la especie creando entre todos la atmósfera que merecíamos para semejante ocasión.
Lo que se lenguajeó nos abrió más la mente. Explicaciones sobre cómo nació la vida a partir de lo inorgánico; la autopoiesis como mecanismo intrínseco de creación de vida; la evolución desde la perspectiva del cerebro triúnico (protoreptiliano, protomamífero, protohomínido) con las emociones como mecanismo básico de conservación de la especie; el desarrollo del cerebro en todo el proceso evolutivo para hacer de nosotros lo que somos en este momento, homo sapiens sapiens con un cerebro moderno.
Se hicieron preguntas de un cuestionamiento profundo de la biología y las ciencias. Participó un elevado número de asistentes cuestionando o aportando, en medio de una alegría, de una intimidad de parientes cercanos. El propio bembeteo que enriquece la conversación, que promueve el chiste inteligente, que permite que se anime el espíritu más tímido y participe en el festival de la palabra que lleva al gozo intelectual al recibir el conocimiento de lo nuevo que fortalece y da esperanzas de salvación a la especie.
Por eso lanzamos al “homo sapiens sapiens bacanisimus” mediante un manifiesto que fue firmado por los asistentes como constancia histórica del hecho. Los invitamos al blog “Bacanería Planetaria” para que lean el texto completo. Las fotos quedaron de pinga.
Para mí como psiquiatra fue una experiencia especial comprobar que el conocimiento de las neurociencias es algo que debe pertenecer a la comunidad en general. La forma en que todos asimilaron y desarrollaron conceptos de altísimo nivel sobre el cerebro y las ciencias demuestra que sí es posible educar al común de las gentes con el conocimiento de lo que sucede en sus vidas y sus cerebros. Transmitir ese conocer me devolvió una gran emoción como profesional. Bacaneo ergo sum.
-----------------
Publicado como columna de opinión en el diario EL HERALDO de Barranquilla, Colombia.

25 de noviembre de 2010

Exitosa y entusiasta celebración del Día del Orgullo Primate en Barranquilla, Colombia.

Todos los miembros del grupo BBM, Bacanes y Bacanas del Mundo, estamos felices por el éxito y el entusiasmo colectivo en la celebración por primera vez en el mundo del Día del Orgullo Primate realizado éste miércoles 24 en el Planetario de Barranquilla, Colombia. Igualmente asistimos emocionados a la promoción del homo sapiens sapiens bacanisimus.
Entre todos los asistentes, se conversó sobre el porqué de la celebración y de ¿qué nos hace humanos?
Estuvieron participando el profesor de Estudios Culturales Hugo González, el investigador Jorge Sénior, el filósofo Oscar Caicedo, el informático Cesar Sarmiento, el historiador Álvaro Tirado y el médico siquiatra Haroldo Martínez.
Ver el álbum de fotos del evento.
http://www.facebook.com/album.php?aid=2100414&id=1448201900&l=9c7658bf35
Un abrazo primate a todos y todas. 
 
 
 
 
 
 
 
 
Ver declaración de los BBM, Bacanes y Bacanas del Mundo, por motivo del Día del Orgullo Primate:
http://bacaneriaplanetaria.blogspot.com/2010/11/el-homo-sapiens-sapiens-bacanisimus-una.html